Como abogado en Tenerife tengo claro que la compra de un inmueble suele ser un acto transcendente para la mayor parte de las personas. Sobre todo si tenemos en cuenta que España es uno de los países de la Unión Europea en los que una parte muy amplia de la población opta por tener una vivienda en propiedad, en lugar de alquilar.

El contrato de compraventa se define como el documento por el que el vendedor se obliga a entregar un bien y transmitir su titularidad. El comprador, por su parte, se obliga a pagar el precio pactado. Queda pues clara la importancia de realizar una compra segura.

El contrato de arras

Para ello, el primer paso es realizar un contrato de arras, que se trata de un documento legal que obliga a las partes a su cumplimiento. Por ello, antes de rubricar nada es conveniente contar con el asesoramiento de un abogado para tener claras las consecuencias y evitar malos entendidos. En este paso se suele realizar un pago parcial en concepto de “arras o señal”. Por lo general, si el comprador finalmente desiste de la compra del inmueble perderá esa cantidad y si el vendedor no vende, deberá devolverlo por duplicado.

Cuestiones legales en la compraventa de inmuebles

Cómo se formaliza la compraventa

Para que el contrato de compraventa o de arras se formalice, deberá llevarse ante notario donde se elevará a público la venta de la vivienda recogiendo todos aquellos pactos que se hubiesen realizado. Además,  se ha de inscribir la escritura en el Registro de la Propiedad correspondiente.

Por lo que se refiere a los gastos e impuestos, así como quién debe pagarlos, en el contrato de compraventa o en la escritura pública se puede recoger algo distinto siempre que las partes estén de acuerdo, pero en la práctica se dividen de la siguiente manera:

Al vendedor le corresponde pagar notaría, registro de la propiedad además de impuesto (ITP y AJD).

El comprador, salvo pacto contrario, deberá hacerse cargo del impuesto conocido como «plusvalía y demás gastos que le sean imputables.

Antes de realizar este procedimiento, hay que comprobar si la finca que queremos comprar tiene cargas (hipotecas o embargos) ya que podría afectarnos a la hora de la compra. En el caso de que tenga una carga hipotecaria, esta deberá ser cancelada en el momento de la firma y, en caso de embargo, es aconsejable contar con el asesoramiento de un abogado para no verse afectado. Existen otras cuestiones también relevantes sobre las posibles deudas en la comunidad de propietarios o si la vivienda que procedamos a comprar se encuentra alquilada.

En Fernández Bethencourt, como abogado inmobiliario en Tenerife, somos especialistas en transacciones inmobiliarias, con lo que siempre te proporcionaremos el mejor asesoramiento. No dudes en contactarnos si estás pensando comprar o vender un inmueble, y hacerlo con toda seguridad.